Castillo interior

Castillo interior

  • Podcast disponibles: 21
  • Transmisión: Domingo 16:00
  • Presenta: P. Miguel Ángel de la Madre de Dios, OCD
  • Un programa para profundizar en los pensamientos de Santa Teresa de Jesús

Play para escuchar la Radio

Id Podcast Play Fecha Comentario Descargar
1 24985 2018-11-1818-11-2018
No hay comentarios
2 24577 2018-10-2121-10-2018
No hay comentarios
3 20624 2017-10-2222-10-2017
ÚLTIMO PROGRAMA
4 18785 2017-05-0707-05-2017
No hay comentarios
5 18486 2017-04-0909-04-2017
En el capítulo anterior concluíamos nuestro paseo por las moradas cuartas. Como sabemos, son un recorrido por el monte Tabor, como un descanso para lo que está por venir. Pero....hemos de acompañar a Jesucristo al monte Calvario y ello conlleva más compromiso. Pues bien, en las moradas quintas, practicaremos cómo abandonar nuestra propia voluntad para renacer en Dios. ¡Gran lección!. Como en todas las moradas, hay una modalidad especial de oración, y en éstas es la oración de unión, en la cual también nos adentraremos hoy. Pasen y comiencen a transitar por las quintas moradas.
6 18171 2017-03-1212-03-2017
Estamos en la morada cuarta y, como sabemos, nuestra vida cristiana es una permanente conversión. Las moradas cuartas son “un reposo por lo que ha de venir”. Lo que ha de venir no es otra cosa que la reproducción de la Pasión de Cristo, vivencia propia de moradas posteriores. En las cuartas moradas se dan la oración de recogimiento sobrenatural, que vimos en el programa anterior, y otra es la oración de quietud. Pues bien, hoy nos centraremos en la oración de quietud, la cual lleva al alma a una mayor intimidad con Dios que se va a llevar a cabo en lo cotidiano de tal manera que se funden el misterio de Dios y del misterio de la vida. Es decir, es hacer que lo cotidiano sea oración, es hacer del amor la regla de vida. Pues bien, si esto se lleva al extremo será la oración de sueño de potencia que es de tal manera que una parte de mi estará en los trabajos diarios y la otra es oración. O sea que “Marta y María de Betania van de la mano” y unas potencias, memoria y entendimiento, se ponen en liza para el trabajo y la otra, la voluntad, para la oración. Saboreen despacio esta preciosa y profunda meditación.
7 17883 2017-02-1212-02-2017
Tal y como indicamos continuamos la morada cuarta que hemos titulado “un descanso para lo que está por venir” son las que podríamos llamar moradas del Tabor. Son propias de estas moradas la oración de recogimiento sobrenatural y la oración de quietud donde se experimenta la alegría y la paz. La Santa entró,en la morada cuarta al iniciarse su conversión adulta. La santa también nos advierte del peligro de permanecer en el Tabor. Paseen por estas moradas tan apetecibles.
8 17585 2017-01-1515-01-2017
Hoy continuamos con las terceras moradas y comenzaremos a vislumbrar las cuartas moradas. En las terceras moradas la Santa dedica un espacio específico a la humildad como virtud fundamento de todas. El conocimiento de las debilidades personales nos llevar a animarnos a la conversión continua y así nos preparamos para vivir el verdadero amor y a llevar a cabo el plan de Dios en nosotros. En la edición de hoy reflexionamos largamente de la celebérrima frase de la Santa “andar en verdad” que es mucho más que no mentir sino ejercitar la humildad en toda su extensión. Reflexionaremos con la Santa que nos indica que “la humildad que es ungüento de todas nuestras heridas”. Hemos querido terminar las moradas terceras con una reflexión amplia acerca de la humildad, pero no olvidemos la necesidad de la oración de recogimiento y su contento, de degustar lo espiritual, la importancia de la acción en lo cotidiano, derivada de abrazar en nuestra conducta la voluntad de Dios. Hoy comenzamos a vislumbrar la morada cuarta que hemos titulado “un descanso para lo que está por venir” son las que podríamos llamar moradas del Tabor. Son propias de estas moradas la oración de recogimiento sobrenatural y la oración de quietud donde experimenta la paz. Sigamos el camino hacia la felicidad.
9 17288 2016-12-1818-12-2016
Hoy continuamos con las terceras moradas y en ellas podemos vivir la verdad de fe que no es otra que en nuestro interior es donde Dios mora. Por ello Dios se hace a nuestra medida y es por ello que hemos de prepararnos para acoger al Rey de Amor. Profundizaremos en la oración de recogimiento como medio de crear ese acogimiento y a que ahí es donde establecemos ese trato de amistad con quien sabemos que nos ama. Nos enseñará qué son los contentos y qué son los gustos. Veremos que en la espiritualidad todo es gracia y también es voluntad. En las terceras moradas la virtud de la humildad será ve incrementada ya que ésta es el cimiento de todo este tránsito hacia nuestra felicidad. Sobre todo ello reflexionaremos en el tiempo de este espacio.
10 16991 2016-11-2020-11-2016
Hoy avanzamos en nuestro camino interior contemplando las moradas terceras en las que se observan dos capítulos y tres aspectos que vamos a desarrollar. El primero de ellos es relativo a la “alegría por la vocación” acerca de la cual la Santa resalta el peligro de creerse mejor que los demás y como antídoto nos prescribe humildad. El segundo aspecto está relacionado con la “decisión de perfeccionar el seguimiento de Jesús” y la Santa nos ilustra de ello a través del pasaje del Joven rico y nos invita a un seguimiento perfecto que exige “un radicalismo en desnudez y alejamiento de todo” perseverando con realismo. En estas moradas se entrena la virtud de la humildad en mayor profundidad dándolo todo y dándonos del todo. El tercer aspecto de estas morada es la “oración de recogimiento”. La Santa nos invita a entrar dentro de nosotros para encontrar al Dios que nos habita. Nuestro corazón alberga a Aquel al quién no puede contener el universo mundo. La Santa nos describe este modo de rezar y nos explica el cómo llevarla a cabo mediante la puesta en liza de las tres potencias del alma. También nos indica que entran asimismo en liza los sentidos, tanto los exteriores y los interiores, y la imaginación. Tanto los unos como la otra pueden ser un estorbo o, por el contrario, aprovecharlos en la oración de recogimiento y así avanzar en nuestro camino hacía las moradas superiores. Avancemos hacia nuestra felicidad.
11 16718 2016-10-2323-10-2016
Hoy, nos adentramos en las terceras moradas a las que hemos titulado “la firme decisión de seguir la senda de Jesucristo” y en estas moradas viven personas que toman cuidado en no molestar a “Su majestad”. En las moradas terceras consideramos tres aspectos. La alegría propia de la vocación, el perfeccionamiento en el seguimiento de Jesucristo y la oración de recogimiento. En el programa de hoy también se nos presentan las dificultades del camino. Avancemos un paso más en nuestra vida espiritual hacia la santidad. Ánimo, ¡Adelante!
12 16779 2016-07-0303-07-2016
Hoy seguimos reflexionando acerca de las segundas Moradas. Recordemos que en las moradas segundas, una de las claves es el desasimiento. Nos indican modos prácticos de ejercitar el desasimiento, tales como no querer siempre la razón, o verse condenar sin culpa y guardar silencio, etc. Reflexionaremos muy extensamente acerca de este último modo de desasimiento. Obviamente, todo ello, embebido en una reflexión más amplia sobre el ejercicio de la humildad, en tanto en cuanto es andar en Verdad. La última de las Joyas que contemplamos en estas moradas segundas es la que la Santa da en llamar “hacerse espalda”, es decir ayudarse y evitar la maledicencia. Profundizaremos en esta expresión. Continuemos, pues, nuestro camino a la santidad, nuestro camino al castillo interior.
13 16780 2016-06-0505-06-2016
Hoy, continuamos en las moradas segundas, donde habíamos identificado 6 importantes joyas. Pues bien, en esta edición trataremos de la cuarta y quinta joya; éstas son: el amor al prójimo y el desasimiento. En relación al amor al prójimo, la santa nos da las claves para aprender a amar. Éstas son ejercitar el amar por amar, sin límites y sin interés, amar espiritualmente y no sensiblemente. Por ello, hay que tener el corazón vacío y solitario de todo afecto superficial para poder crecer en la auténtica caridad cristiana. En relación a la quinta joya, el desasimiento veremos que no se trata sólo en relación a las cosas materiales sino también en relación al olvido de uno mismo y así poderse centrar más en el Señor y en los otros, en el hermano. El que se despega de las cosas es un héroe pero el que se olvida de sí mismo es un santo. El desasimiento es la humildad en grado sumo. El desprendimiento de nosotros mismos nos permite adquirir la verdadera libertad. Santa Teresa indica como entrenarse en el desasimiento. Saboreen estas profundas enseñanzas.
14 16783 2016-05-0808-05-2016
Hoy seguimos aprendiendo a orar de la mano de Santa Teresa, reflexionando acerca de las segundas Moradas. Recordemos que en las moradas segundas las claves son: la importancia de la humanidad de Cristo, la oración de meditación, afianzarnos en la fe, la importancia del amor al prójimo, el desasimiento como modo de vivir la humidad y “hacerse espalda”. La oración de meditación, básicamente, se llevara a cabo con el evangelio para que hagamos viva la palabra en nuestra realidad cotidiana. Nos indica la santa cómo llevar a cabo esta oración. Introducimos hoy, la lectio divina. En nuestro camino del perfeccionamiento de orar, la santa nos da “pistas” para hacerla bien. Como decíamos, es propio de esta segunda morada la perseverancia en la fe y cultivarla nos facilita el camino hacia la santidad, ya que dificulta al demonio “su labor”. La perseverancia precisa de la confianza en el Señor y nuestro abandono en él. La santa nos recomienda que no demos un paso atrás pues vamos hacia el encuentro definitivo con el Dios que nos ama. Continuemos, pues, nuestro camino a la santidad, nuestro camino al castillo interior.
15 16784 2016-04-1010-04-2016
En las Moradas segundas se trata de conocer a Cristo, a través de meditar sus milagros, para seguirlo. Son, estas segundas moradas, básicamente Cristológicas. Profundizaremos en ellas en la humanidad de Jesucristo y, para alcanzar este conocimiento, utilizaremos la oración de meditación. En estas moradas nos afianzaremos en la fe y en el amor al prójimo, así como al desasimiento como modo de vivir la humildad. Son, las segundas moradas, las que nos muestran el combate espiritual y la importancia de la perseverancia. Continuemos nuestro camino al castillo interior.
16 16810 2016-03-1313-03-2016
Hoy, profundizaremos más en las primeras moradas, donde se produce una lucha con el demonio que intenta sacarnos de nuestro castillo interior, pero es también en ellas, donde nos hacemos conscientes que Dios quiere vivir en comunión con nosotros. Para poder habitar en ellas, Santa Teresa nos indica que la austeridad y el auto-conocimientos son cruciales y que el camino para ello, son la oración y la humildad. Santa Teresa nos alerta que la oración, en estos primeros estadios, es difícil y que no vamos a encontrar con ella la plenitud. Por ello debemos de orar tal y como estemos en cada momento y con perseverancia, sugiriéndonos que la contemplación de la naturaleza es buena práctica. El título que Santa Teresa da a los moradores de la primera moradas es el Siervo del amor. Entra y te encontrarás. ¡Adelante!
17 23701 2016-02-1414-02-2016
En este programa vamos ya a entrar en el castillo. Entraremos en la primera morada a la que vamos a llamar “intensa llamada a vivir con Dios”. Todo aquel que tenga un mínimo interés en su vida espiritual podrá entrar en esta morada. En esta morada son necesarias la austeridad, el autoconocimiento y la humildad y en ellas aprenderemos a Estar de manera correcta en la presencia de Dios y a encontrarnos con la misericordia de Dios.
18 23700 2016-01-1717-01-2016
Hoy contemplaremos el porqué de las siete moradas. En opinión de la santa existen siete momentos de encuentro con Jesucristo. A modo de compendio enlazaremos cada uno de los momentos de encuentro con cada una de las morada. En el momento de la creación Dios ya le imprime al hombre una herida de transcendencia y por ello éste tiene una querencia hacia Dios, aspecto que correspondería a la primera morada. La segunda morada se correspondería a la vocación que Jesucristo imprime a los que quiere llamar especialmente, por ejemplo a los profetas, a los discípulos, etc. Dando un paso más nos encontramos en la tercera morada aprenderemos a seguir a Jesús con perfección. En la morada cuarta acompañaremos a Jesús con Pedro, Santiago y Juan al monte Tabor. En la morada quinta contemplamos la entrega de la voluntad de Jesús al Padre y este será el aprendizaje de esta morada. En la morada sexta aprenderemos a amar y por ello contemplamos la Pasión como máximo exponente de Amor. En la morada séptima disfrutaremos del encuentro máximo con Dios que corresponde al momento de la Resurrección. Así mismo en cada morada habrá diferentes referencias bíblicas. Sugerente ¿Verdad?, descúbrelo.
19 16811 2015-12-2020-12-2015
Continuamos haciendo una introducción para que nuestra visita a las distintas estancias del “Castillo interior” sea más fructífera. Seguimos hablando del manuscrito y también comentaremos algunas claves de interpretación del libro que se basan en el contexto en que la Santa se mueve; en concreto la reforma, la existencia del nuevo mundo, América, ya que la Santa está totalmente entregada a ser una Hija de la Iglesia. Al libro nos podemos acercar desde la perspectiva eclesial, política, histórica pero el acercamiento más apropiado es el de itinerario espiritual. Analizaremos en esta edición, los personajes del Castillo, las distintas partes y el entorno del mismo, así como cada una de las siete moradas
20 16812 2015-11-2222-11-2015
Hoy seguimos con asuntos entorno al manuscrito y a su contexto. Comenzaremos, con las circunstancias vitales que rodeaban a la Santa cuándo se dispone a escribir el libro de las Moradas. Del análisis de diversos textos aprenderemos que lo comenzó en el Monasterio de San José del Carmen de Toledo, que tarda TAN SÓLO SEIS MESES para hacerlo, que lo termina en el convento de San José de Ávila, que lo escribe para sus monjas y muchas cosa más que nos permitirán sacar más partido, a la hora, de “degustar” el libro.
21 16813 2015-10-2525-10-2015
En este programa analizamos la obra cumbre de Santa Teresa “Castillo interior” o “Las moradas”. A modo de excursión a nuestro castillo interior recorreremos, una a una, las distintas estancias del mismo, con detenimiento para contemplar en ellas las grandes obras de arte espiritual que contienen. Pero antes, de comenzar pondremos en contexto la obra. Hablaremos del manuscrito, de su estructura, del entorno histórico y daremos unas claves para entender el libro. ¡No pierda esta oportunidad de pasear por su interior, donde Dios mora, junto a la Santa de Ávila!